Springtime

Jordi Mollà, María Cortés y López del Espino

NICOLÁS CORTÉS GALLERY. Calle Justiniano, 3. Madrid. Del 8 de Junio al 7 de Julio.

María Cortés. One in all. Técnica mixta, collage, papel y acrílico sobre lienzo. 60 x 50. 2023

Nicolás Cortés Gallery acoge, por primera vez, tres muestras simultáneas. El actor y pintor Jordi Mollà, la artista y diseñadora María Cortés y el escultor López del Espino presentarán, en dicha galería, el evento que clausurará la temporada primaveral del circuito expositivo madrileño; ofreciendo al coleccionista las notas de frescor, ruptura y libertad necesarias para marcar el inicio del verano.

Mollà y Cortés plantean, bajo el título Springtime, una muestra –vertebrada en dos salas– donde el color es el absoluto protagonista, creando un fascinante diálogo entre el homenaje a los clásicos y los renovados aires del Miami más libre y desenfadado. Por su parte, el escultor López del Espino nos propone una vuelta al naturalismo a través de su dominio anatómico, para –literalmente– “atravesarlo” por una serie de elementos futuristas extraídos de sus recientes vivencias en megalópolis como Nueva York. En las páginas siguientes, se profundiza sobre la trayectoria y obra de cada uno de los tres artistas.

Jordi Mollá. Acrílico sobre lienzo 152,5 x 122 cm.

Jordi Mollà

Considerado actualmente como uno de los actores españoles más prolíficos y cotizados en el panorama del cine internacional, Jordi Mollà ha imbuido durante más de dos décadas múltiples personalidades creativas: actor, escritor, director y pintor.

Mollà nació el 1 de julio de 1968 en Barcelona y se formó en arte dramático en el Instituto de Teatro de la capital catalana; ampliando sus estudios posteriormente en Italia, Hungría e Inglaterra. Como actor, Mollà tiene un impresionante corpus de casi cincuenta películas. Obtuvo elogios por primera vez en Jamón Jamón de Bigas Luna (1992), continuando con su notable trabajo en Historias Del Kronen (1994) de Montxo Armendáriz, La Celestina (1996) de Gerardo Vera y su interpretación de Daniel en La Buena Estrella (1997) de Ricardo Franco –donde su inspiradora actuación lo impulsó como uno de los talentos más brillantes en la industria–.

En 2001, Mollà protagonizó junto a Penélope Cruz y Johnny Depp la película aclamada por la crítica Blow, su ópera prima en Hollywood y el vehículo que le abrió camino hacia el público estadounidense. Su actuación fue sucedida por una multitud de proyectos notables, entre los que se incluye Bad Boys II de Michael Bay (2003), Alamo (2004), Elizabeth, the Golden Age (2007), Knight and Day (2010) y Colombiana (2011), la próxima Secuela de Chronicles of Riddick (2013) entre otros. Paralelamente, Mollà ha dirigido cortometrajes y largometrajes, entre ellos: Walter Peralta (1993), No me importaría irme contigo (1995), No somos nadie (2002) y Cinemart (2007). Mollà también ha escrito dos libros: Las primeras veces y Agua Estancada.

En su faceta como pintor, de forma autodidacta, se distingue por canalizar tanta pasión y fuerza en sus creaciones artísticas, como también aplica a su interpretación. Expresivo y audaz, su mensaje nos llega a través de una miríada de colores, con los que Mollà consigue transmitir “los océanos de imágenes” de su mente al lienzo, las cuales parten de múltiples referentes que proceden de una naturaleza vasta y variada.

Aunque parte del arte de Mollà puede parecer espontáneo y creado dentro de los límites de un marco de tiempo finito, un gran número de sus obras le han llevado al artista muchos años en completarse. Así, Mollà vuelve una y otra vez a una pieza, añadiendo ideas, colores, sentimientos y universos de experiencia en una nueva unidad de tiempo, enriqueciendo así la obra de arte, otorgándole aliento y vida renovados. Por tanto, Mollà el pintor extrae tanto del mundo que lo rodea, como del mundo que lleva dentro.

El caleidoscopio de sabores, texturas, aromas, personalidades y experiencias externas que tiene el artista se procesan y recrean de manera que la persona o cultura para la que está creando pueda encontrar fácilmente significado en la obra de arte; no porque sea simplista, sino porque Mollà de alguna manera encuentra un puente sobre el que conectarse y comunicarse visualmente con su audiencia. Y esta deferencia hacia el espectador le ha valido a Mollà un grupo leal y en constante crecimiento de ávidos coleccionistas en múltiples continentes.

Las obras de Mollà se exponen regularmente en las Galerías Picasso Mio, Madrid; Galería Sotheby’s, Madrid; Galería Carmen de la Guerra, Madrid; así como exitosas exhibiciones internacionales en Londres, Italia, Rusia, Argentina, Barcelona, Valencia, Beverly Hills, Los Ángeles y Nueva York. Springtime, la exposición que presenta en la galería Nicolás Cortés, es una colección de once cuadros que abordan el tema floral que desde los últimos tres años es una constante en Jordi Molla, así como diversas obras relacionadas con la obra de Pablo Picasso, conmemorando el 50 aniversario de la muerte del pintor.

En las dos temáticas Jordi Mollà imprime y trata todos los lienzos desde una ligereza, diversificación de los colores, expresividad y modernidad incluso; que hacen de su obra un bouquet no solo de flores sino de belleza, alegría de vivir, despertar de una nueva primavera en un conjunto de obras pactadas en dos sujetos: FLORES Y PICASSO; con un resultado sencillamente bello, atrevido, expresivo, dinámico y luminoso.

María Cortés

María Cortés. Katy. Acrílico sobre lienzo. 116 x 90 cm. 2023

María Cortés pertenece a la tercera generación de una familia de anticuarios bien conocida en el sector, estando rodeada de arte desde que nació. Su madre fue la primera mujer española en exponer en TEFAF Maastricht, la feria más prestigiosa del mundo, y gracias a ella pudo ver desde muy joven cómo funcionaba este apasionante mundo.

Después de graduarse en la universidad en Estados Unidos fundó con su hermana la revista MAS ARTE The Word Art Magazine, que entre muchas cosas le brindó la oportunidad de conocer a los actores del mercado del arte global: marchantes, artistas, coleccionistas, anticuarios, galeristas, directores de museo, conservadores, etc. Después de dirigir la empresa editorial durante 14 años, decidió pasar a la acción dentro del mercado de arte, más que a informar sobre él.

Empezó a trabajar en la galería de su hermano, Coll & Cortés en Madrid y Londres dirigiendo la primera. La galería creció y despuntó en el panorama internacional, ensalzando entre otros estilos la escultura barroca española. Además de vender a los mejores museos y colecciones del mundo se hicieron grandes aportaciones al mundo académico con descubrimientos en el campo de la pintura y escultura española así como de otras escuelas. En 2015 Coll & Cortés adquirió Colnaghi, la galería más antigua del mundo (Londres, Nueva York y Madrid) y María pasó a ser directora de comunicación y relaciones institucionales. Posteriormente contribuyó al lanzamiento de la nueva galería de arte antiguo de su hermano, Nicolás Cortés Gallery, con base en Madrid, desarrollando proyectos en Europa y Estados Unidos. En 2021 María Cortés decidió iniciar un nuevo camino por su cuenta como consultora de arte independiente.

A lo largo de estos casi 25 años de trabajo, estudio, entusiasmo y también agradecimiento; María ha desarrollado su principal experiencia en los antiguos maestros, aunque su pasión por este mundo también le ha llevado a participar en proyectos de arte moderno, contemporáneo y de diseño. Así, trabaja con un selecto número de coleccionistas privados y clientes institucionales, ofreciendo asesoramiento independiente sobre todos los aspectos de la compra y venta de arte en el mercado global.

En el 2021, todo ese bagaje y contacto tan directo con el mundo del arte, hicieron despertar en María Cortés la necesidad de expresarse y plasmarlo plásticamente. Al estar rodeada de catálogos y revistas de arte, de forma orgánica e intuitiva, empezó a realizar una serie de collages con técnica mixta que representaban su mundo e inquietudes: el arte antiguo y contemporáneo mezclado con moda, que siempre ha estado presente en su vida –la artista, de hecho, ha diseñado en el pasado líneas de alta bisutería–.

En 2022 María Cortés emprendió un nuevo camino de búsqueda creativa a través de obras en acrílico sobre lienzo, las cuales gozaron de una gran acogida en los círculos artísticos de Madrid, hasta el punto de recibir sus primeros encargos entre relevantes coleccionistas de la capital. En todo este proceso su adorado amigo Jordi Mollà –con quien comparte exposición en la galería Nicolás Cortés– le ha apoyado enormemente, invitando a María a participar en la exposición Springtime que aquí se presenta.

En la serie de obras exhibidas en esta muestra, María Cortés nos descubre las facetas más personales de su imaginario, transmitiendo –por medio un inteligente cromatismo– la vibrante alegría de su mundo interno, en la cual encontramos claras referencias a sus frecuentes viajes a la República Dominicana: flores, palmeras y siempre alguna Diosa negra, con su ocho mágico en el vestido como en la iconografía de la Virgen de Guadalupe.

Paralelamente, nos propone su propia interpretación moderna de las Meninas, las cuales se nos descubren en sus obras como superheroínas –también con flores y mucho color–. Éstas, a su vez, homenajean y nos conectan con la tradición del barroco español, así como con la figura del propio Picasso, el cual se convierte en la exposición en un puente de conexión entre los discursos de María Cortés y del mencionado Jordi Mollà. Compartiendo –como sabemos– ambos artistas, espacio y tiempo, esta primavera en Nicolás Cortés Gallery.

MARIA CORTES. Te Amo. Acrílico sobre lienzo. 116 x 90. 2023

López del Espino

El escultor cordobés López del Espino inicia su carrera realizando imágenes religiosas, partiendo de la influencia de la tradición artística de su tierra natal. Ésta se ve representada en cada una de sus creaciones, enriqueciendo e inspirando sus obras para ir adentrándose y expandiéndose en el campo de la escultura contemporánea a través del estudio, la reflexión, el esfuerzo y las ganas de querer utilizar distintas narrativas a la hora de expresarse como artista.

En constante evolución, estudiando a los grandes maestros clásicos hasta los vanguardistas, los maestros expresionistas o futuristas, a los que le debe la comprensión de la esencia del lenguaje plástico, lo que le abrió las puertas del entendimiento artístico de la abstracción y la geometría. Ha trabajado para gran parte del territorio nacional, además de estar desarrollando actualmente proyectos para EEUU, Rep. Dominicana, Francia, Abu Dabi y México. Entre sus exposiciones más recientes de obra contemporánea, debemos destacar aquéllas organizadas en ciudades como Barcelona, Madrid, París, Mónaco o Zúrich.

En 2022 el Real Monasterio de Santa María de Guadalupe, patrimonio de la Humanidad por la Unesco, adquiere la obra de San Jerónimo Penitente que formará parte su museo privado, compartiendo espacio con obras de artistas como Zurbarán, El Greco, Goya, Pedro de Mena, Martínez Montañés o Juan de Flandes. Por otra parte, merece especial mención su escultura de San Juan Pablo II realizada para el Vaticano, la cual fue incluso bendecida por el Papa Francisco I.

En 2021, la participación de López del Espino en los Premios Reina Sofía desembocó en grandes éxitos para su obra Woman bag, la cual fue una de las más aclamadas por el jurado, ocupando los 10 puestos finales.

Entre otros nombramientos, cabe añadir que el artista tiene el honor de ser Consejero de Número del Real Instituto de Estudios Históricos Políticos de Ciencias y Artes Alfonso XIII, así como es Miembro adscrito del Consejo General de las Reales Academias e Institutos de España. Se suman a estos reconocimientos el Premio Artes Plásticas 2022 otorgado por el jurado de los Premios José María Toro Sánchez a la Cultura (Córdoba), así como el haber sido galardonado recientemente con la Medalla de Oro de las Bellas Artes por la Academia de Artes, Ciencias y Letras de París –premio que supone la continuación de su reconocimiento en 2016 con la Medalla de Plata al Mérito de las Bellas Artes y que viene a ensanchar aún más la enorme proyección internacional de este joven artista cordobés.

López del Espino. Griego. Terracota patinada con inyectables en hierro, acero, acero corten y acero inoxidable. 105 x 55 x 32 cm.
Cerrar
Sign in
Cerrar
Cart (0)

No hay productos en el carrito. No hay productos en el carrito.